Sin metáfora

Y era ilusión… al menos eso creía al ahogarme en la taza de té que son sus ojos pardos casi traslúcidos. O rumor de amor, puede ser. ¿Quién sabría qué iría a pasar en el futuro? Se me ocurre que solo nosotros. Pero para eso tendríamos que bancarnos una conversación incómoda muy anticipada para lo que iba, o bueno, para lo que va. Esta mezcla de pasado y presente confunde, mas suma a lo que espero en un futuro; a lo que espero de él y con él… y de mí. Espero ahogarme en hojas de té y secarme con lágrimas dulces. Caminar en aire, pero acompañada. Vivir dormida, pero despierta. En sueños que no son sueños y pesadillas con final feliz.

Habían cosas, y hay ideas. De esas que uno suele querer como realidades. Sonrisas melódicas empleadas de paisajes, y elogios profundos enmarcados en la mesa de noche. Empezando por conversaciones de enamoramiento que saben a amor, y miradas coquetas que llevan a besos de nicotina. Seguido de suelas por una cabeza, caderas perjudicadas por decisiones, y dedos entrelazados al ritmo de la nuca. Finalmente, y si lo que se hace llamar Dios quiere, queda ser felices; sin metáfora alguna. Acompañados solo por realidades, y por amor.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s